Libro Visitas | Postales | Enlaces
Miguel Ildefonso | Lady Rojas | Ana maria Pino Jordan | Manuel J. Orbegozo | Ricardo Virhuez | Montzerrat Alvarez
Lizardo Alberto Santa Marķa | Luis Santa Marķa | Carlos Alberto Saavedra(El Gato)
Fausto Espinoza Farfan | Manuel Scorza
Galeria Uriel | Galeria Noveles
Articulos
Biografias
Grupo Decimas

Andrés Roberto Arriola Badaracco

Salomón Valderrama Cruz nace un día de abril de 1979. Allá por el norte del Perú, en Chilia, un escarpado distrito del Departamento de La Libertad. Donde vive hasta 1986, año en que con su familia viaja rumbo a Lima. Ciudad en donde concluirá sus estudios primarios en el Colegio Nacional Rómulo Adrián Córdoba Huamán y realizará los secundarios en la Gran Unidad Escolar Víctor Andrés Belaúnde y en el Colegio de Educación Particular Santa María de Matellini. A su vez realizará estudios en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y Universidad Nacional Federico Villarreal.

Página 1 | Página 2

DE VUELTA AL BARRIO SILENTE,
CON JACOBO EL LEÑADOR,
LA BOHEMIA ESTÁ DE LUTO
A PINGLO LLEVÓ EL SEÑOR

I
Dolores y Decepción
En El huerto de mi amada
Porque Lima está cambiada
Ya no canta El ruiseñor.
Por Celos de Amor traidor
Jesús, espera impaciente
Locos suspiros de gente
Por tu querer, Querubín.
Sueños de opio, tengo al fin
DE VUELTA AL BARRIO SILENTE
III
Claro de luna, Bouquet,
Para la Adúltera, Emilia,
que lo mantiene en vigilia
Los limoneros con fe.
Al Abuelito se ve
Como un papá, diminuto,
Pasión y odio, resoluto,
Angélica, Los tres ases,
Juan Valdivieso, la clase
LA BOHEMIA ESTÁ DE LUTO
II
Rosa Luz, Tu nombre y el mío
El espejo de mi vida
Aldeana, Semblanza, mía
Hawai es Libre albedrío.
Limeña, Recuerdo mío
Juan Rostaing, Horas de amor,
Alianza Lima, el honor,
Alejandro Villanueva.
El plebeyo se renueva
CON JACOBO EL LEÑADOR
IV
Matilde, Pobre obrerita,
El sueño que yo viví,
Herminia salió de allí
El casino, El canillita.
Conocieron de mis cuitas
En Crepúsculo de amor,
El ferrocarril, frenó,
Y Tranquila está la noche.
Morir quisiera, en reproche;
A PINGLO LLEVÓ EL SEÑOR

ESTRAMBOTE

Y cuando tus ojos lindos
ven El alma de los labios
si Amelia comete agravios
de Amor iluso me rindo.
Ramito de flores brindo.
con La oración del labriego
en Las praderas que riego
Los Rizos de oro, ya son
Melodía del corazón
Mendicidad sin sosiego.

 

La canción del porvenir
en estas Horas que pasan
con Herminia nos arrasan
al recordar tu existir.
Felipe Pinglo al morir
ya perennizó su nombre
adquiriendo gran renombre
de excelso compositor.
Y en el Perú es el mejor
como criollo y gentilhombre

 

 

Cedido a Décimas por el Autor

Decimas | Mapa del sitio | Contactenos | ©2005 Grupo Decimas